Comunidad Náutica

Toda la información náutica Argentina y el mundo. Los contenidos de Paralelo Cero, Esloras y la revista Paralelo Cero Magazine.

“LOS 40 BRAMADORES”, LA EPOPEYA DE VITO DUMAS QUE INSPIRA A LOS NAVEGANTES DE TODO EL MUNDO

Vito Dumas.

A 120 años de su nacimiento, el 26 de septiembre de 1900, evocamos al “gran navegante solitario”. En argentina se celebró el “Día del navegante”.

 

Hace pocos días, en un paso circunstancial por el Museo Naval de Tigre, nos topamos con el “Lehg II”, el mítico velero de nueve metros de eslora  y dos mástiles, construido en Francia en 1918,  con el cual Vito Dumas realizó una de las hazañas náuticas más importantes de la historia en navegaciones solitarias.

Era septiembre y en ese mes se evoca el nacimiento de este navegante que llegó al mundo cinco días después del inicio de la primavera de 1900. También, los 78 años del fin de su gran hazaña. Esas instancias,  nos motivó a dedicarle este espacio al gran navegante argentino, algo que por distintas circunstancias lo veníamos postergando. Es renovar el  homenaje y recuerdo a esta gran figura que escribió las páginas más importantes de la historia náutica por estas latitudes.

Velero Lehg I, con el que Vito Dumas cruzó el Océano Atlántico

La historia de este genial hombre, que además fue boxeador, nadador, aviador y hasta trabajó en el campo, está relacionada a hechos náuticos, travesías oceánicas y grandes hazañas marineras. Sin dudas, que la gran epopeya de Dumas fue la vuelta al mundo en solitario en el pequeño “Lehg II” atravesando la terrible zona de “Los Cuarenta Bramadores”, ubicada al sur del paralelo de 40 grados y azotado permanentemente por vendavales que soplan implacablemente desde el oeste.

Zarpó en solitario, él y su barco, el 1 de julio de 1942 y 437 días después llegó a Buenos Aires, maltrecho, golpeado, con la ropa casi destruida y el “Lehg II” con fuertes secuelas de la travesía. No obstante, la sonrisa de satisfacción y orgullo dibujada en su rostro, jamás será olvidada por aquellas miles de personas que lo aguardaban en el muelle porteño. Hace de esto, exactamente 78 años.

La cronología del singular viaje, esta narrada y detallada en el libro “Los Cuarenta Bramadores”, uno de los cuatro que escribió Dumas. Es una recomendación constante para todos aquellos que aman la navegación a vela y las grandes historias náuticas, leer ese libro. Se consigue en librerías y en muchas bibliotecas de clubes náuticos, entidades y asociaciones afines.

El mítico Velero Legh II, el que navegó por el paralelo 40º alrededor del mundo.

Vito Dumas fue arquetipo de habilidad, de coraje increíble, de tenacidad y, sobre todo, de idealismo. Fue el ejemplo en procurar vencer las contingencias de la naturaleza, para obtener con su voluntad los más nobles propósitos. Hoy se lo recuerda como el más grande navegante de la historia argentina, el 26 de septiembre -día de su nacimiento- se conmemora el “Día del Navegante”,  y eso realmente no es poca cosa.

Histórica tapa de la revista "El Gráfico" que destaca la enorme figura de Vito Dumas.
Compartir en: