KELLY SLATER: LA LEYENDA DE LAS OLAS ASPIRA A CONVERTIRSE, A SUS 47 AÑOS, EN EL PRIMER CAMPEÓN OLÍMPICO DE SURF

Compartir en:

A sus 47 años, la leyenda del surf Kelly Slater, con 11 títulos mundiales, ha decidido abrir un nuevo capítulo en su brillante trayectoria en las olas: convertirse en el primer campeón olímpico de surf, deporte que debutará en unos Juegos en Tokio 2020.

Dicho y hecho. El veterano rider estadounidense se encuentra esta semana en Miyazaki (Japón), disputando la ISA World Surfing Games, el Mundial de surf, una competición a la que Slater no acudía desde hace casi tres décadas y que resulta transcendental en el camino hacia Tokio. Y es que para estar en los Juegos, hay que clasificarse, pero también es requisito participar en el Mundial de 2019 o en el de 2020. Cabe recordar que, para las grandes estrellas del surf, un Mundial es un torneo secundario.

«Me parece que debo surfear en esta competición porque si no podría quedar descalificado», señaló a mediados de julio Slater, tras su eliminación en la etapa del circuito profesional de Sudáfrica, añadiendo que sus ganas de buscar la clasificación estaban «al 50%».

«Por el momento me concentro en esto, mi prioridad es regresar a la élite del circuito mundial», aseguró el mejor surfista de todos los tiempos, que entró en la historia al proclamarse campeón del mundo con 20 años en 1992 -el más joven en lograrlo-, pero también a los 39 en 2011 -el de más edad en conseguirlo-.

«Comencé el año metiéndome mucha presión para formar parte del equipo olímpico pensando que, quizás, me retiraría el año próximo y sería el final para mí. Eran demasiadas cosas en mi cabeza y no quiero pensar tanto ahora», explicó.

Las dos últimas temporadas del surfista de Florida han estado lejos de ser brillantes. Sufrió problemas de espalda y se lesionó en un pie, perdiéndose 13 etapas del circuito profesional (CT) de la World Surf League (WSL). Actualmente ocupa la décima posición de la clasificación Mundial, por detrás de otros dos estadounidenses, Kolohe Andino (3º mundial) y John John Florence (5º).

Diez de los 20 billetes olímpicos irán para el Top-10 de la clasificación mundial, con dos deportistas como máximo por país. Pero Florence, lesionado en julio y baja hasta el final de la temporada, permite a Slater contar con opciones de acudir a Tokio 2020.

Con este espíritu Slater regresa a tierras niponas. Su última participación en el Mundial, organizado por la Federación Internacional de Surf, fue en 1990, precisamente en Miyazaki. Entonces no fue capaz de alcanzar el podio, finalizando quinto.

Esta vez quiere metal, aunque para sus aspiraciones olímpicas lo esencial es que la leyenda vuelva a competir.

Precisamente, el equipo de Estados Unidos de Kelly Slater fulminó a España de la Aloha Cup, competición enmarcada dentro del Mundial de Miyazaki y en la que el equipo nacional era el vigente campeón. Se trata de un enfrentamiento por equipos en el que cada manga dura 45 minutos, tiempo en el que cada surfista debe coger dos olas antes de darle el relevo a su compañero y sumar los máximos puntos posibles. Slater, Carissa Moore o Kolohe Andino, pesos pesados del surf mundial, se impusieron al equipo español, que ha viajado en Japón con Leticia Canales, Ariane Ochoa, Nadia Erostarbe, Gony Zubizarreta, Aritz Aramburu y Vicente Romero. Finalmente, el Australia Team se proclamó campeón de la Aloha Cup.

De vuelta al torneo open de ISA World Surfing Games, Aritz Aranburu logró avanzar a la tercera ronda en el cuadro principal de la competición. Por su parte, Gony Zubizarreta y Vicente Romero tuvieron que pelear en la ronda de repesca para continuar en la competición. Ambos avanzaron como primeros en sus eliminatorias.

Fuente: www.expansion.com/nauta360